Para jugar a los Dardos

Seguro que muchas veces has estado en un bar o en casa de unos amigos, y te ha apetecido echarte unos dardos. Prepárate para jugar a los dardos como un profesional con todo lo que te traemos!

El juego en sí es algo sencillo, ya que sólo es tirar dardos a una diana, y puedes practicar y equiparte con los mejores materiales sin salir de casa.

Quizás te interese ver también:
Para jugar a Deportes
Para Jugar al billar
Para jugar a baloncesto

Claves para jugar a los dardos correctamente

Coo decíamos anteriormente, jugar a los dardos es fácil, si no tenemos en cuenta las puntas de los dardos ni el tipo de diana con la que jugamos. ¿Sabrías decirme las reglas para jugar a los dardos? Te daremos unos sencillos pasos que podrás seguir para disfrutar de este magnífico juego.

Como dato complementario, los dardos se hicieron famosos en España a partir de los años 60 debido al turismo anglosajón en las playas. Y se comenzó a introducir dianas electrónicas a partir de los 90, que e scomo las conocemos hoy en día.

Para jugar a los dardos tendrás que elegir entre las distintas modalidades, ya que suelen venir integradas en el mecanismo electrónico (301, 501, criquet…).

Lo mejor es que comiences practicando tú solo, para que controles el peso de los dardos al lanzarlos y los tipos de juego que hay.

Recuerda que si juegas con más personas, se suele hacer una tirada general, y comenzaría en el orden de más cercano al bullseye. También es bueno fijar la distancia mínima de tiro antes de empezar (suele ser unos 2,37 m desde la diana). Si alguien sobrepasa la línea no sumará ningún punto esa ronda.

En cada ronda, los jugadores deberán tirar 3 dardos, y deben clavarse para que puntúen. Si no se clavan, no se volverán a tirar en esa ronda.

Trucos para jugar a los dardos y ganar

Si aún no lo has hecho, no esperes más para jugar a los dardos porque es súper entretenido, aunque no es tan sencillo como parece. Es importante que vayas afianza tu técnica poco a poco, y usar unos cuantos trucos súper efectivos que te vamos a enseñar aquí.

La clave está en controlar el tiro. Es fundamental. Cuando tires el dardo, deberás hacerlo con un movimiento rápido y firme, sin brusquedades. El brazo entero hasta el hombro deberá estar relajado, sin tensiones. Adelanta un poco uno de los pies y echa un poco el cuerpo hacia adelante al lanzarlo. Busca una postura cómoda, y no pares de practicar el tiro.

Una vez que lo controles, recuerda que todos las dianas para jugar a los dardos son iguales, por lo que seguirás tirando igual de bien vayas donde vayas.

Principales beneficios para jugar a los dardos

Jugar a los dardos tiene varios beneficios muy importantes para quien lo realiza, ya que alivia el estrés al ser una forma genial para desconectar del trabajo y salir de la rutina diaria.

También fomenta el trabajo en equipo si has llegado a formar uno. Puedes encontrar muchas ligas de barrio, locales, o incluso nacionales, y competir es muy fácil.

Mejora tu coordinación al buscar la exactitud y la precisión que debes tener para conseguir clavar el dardo en el segmento que realmente quieres, y mejora la concentración de una forma clara y visible desde los primeros días.

Como tendrás que seguir distintas estrategias en cada partida, refuerza el pensamiento estratégico y convierte cada lanzamiento en una acción táctica.

En resumen, echarse unas partidas de dardos cada poco beneficiará en gran medida tu estado mental y corporal, y disfrutarás durante horas entre amigos, realizando una actividad súper sana.